Escaleras de madera

escaleras de madera

La mayoría de las escaleras de las viviendas están hechas de madera. Si los escalones en particular están en malas condiciones debe sustituirlos totalmente, lo que suele ser  más económico repararlos que restaurarlos. En la mayoría de las escaleras antiguas nos encontramos con que la estructura está en buenas condiciones, pero tiene unas cuantas grietas. Efectivamente, éstas escaleras de madera se pueden reparar y darle un nuevo acabado lijándola y pintándola o también tiñéndola, cuando esto se combina con la instalación de barandillas y pasamanos nuevos o cerrando el hueco de la parte inferior de la misma, se puede conseguir una modernización a un precio relativamente económico.

Huella cerrada

escaleras de madera

Las escaleras con huella cerrada son las más sencillas de hacer e inclusive son las más comunes, puesto que la mayoría de las casas nuevas incluyen una escalera construida con un único vuelo de escalones de huella cerrada. Las escaleras más tradicionales de huella cerrada suelen estar hechas de madera maciza, pero con la aparición de los tableros de construcción prefabricados y los cuales son relativamente baratos, muchas huellas y contrahuellas de las escaleras modernas a menudo se instalan en MDF o contrachapado por lo que son consideradas escaleras de madera para interiores mayormente.

La normativa de edificación establece que una escalera de más de dieciséis escalones tiene que incorporar un rellano. En las viviendas, pocas escaleras tienen más de doce escalones, pero quizá cuenten con un rellano si la escalera gira en un rincón.

Huella abierta

Las escaleras con peldaños abiertos son similares a las escaleras cerradas con contrahuella, excepto que hay que hacer algún ajuste más. Aunque una vez fueron muy populares, hoy en día las escaleras de las viviendas normalmente se construyen con escalón abierto, en gran parte esto se debe a que cambian las tendencias y modas, por otra parte también por el incremento del coste de producción por lo que se consideran escaleras de madera para decoración. Con la falta de apoyo de las contrahuellas, las huellas tienen que ser más resistentes para que puedan aguantar los pesos situados encima de ellas sin que se arqueen. Por razones obvias, las escaleras abiertas generalmente no se cubren con moqueta, pero las huellas se suelen fabricar con madera dura, que se pueda teñir, barnizar, pulir o pintar. La ausencia de contrahuella significa que estas escaleras no quedarán bien si van empotradas. Indudablemente, la auténtica idea de una escalera abierta es permitir la vista de otras partes de la habitación y de la estructura del edificio.

Elección de la madera

Las escaleras pueden ser mucho más que un medio para acceder de una planta a otra. Si está pensando en instalar una nueva escalera o sustituir por completo la que tiene, existe una amplia variedad de maderas apropiadas para la construcción de escaleras. Quizá compre una escalera prefabricada o quizá elija pedir una hecha de encargo. El costo dependerá del tipo de madera que lija. Si opta por madera dura como la del roble, esté preparado para pagar un precio elevado. A la inversa, la madera blanda, como la del pino, será mucho más económica. Usted puede siempre utilizar madera más barata o tableros fabricados si las escaleras se van a pintar, pero una escalera de pino tendrá mejor apariencia si es teñida o barnizada. Otra opción es engalanar la escalera que ya tiene. Muchos centros de bricolaje ofrecen kits con peldaños para transformar la apariencia de una escalera. Sin tocar las huellas ni las contrahuellas, es posible quitar el pilar de arranque, los balaustres y el pasamanos, sustituyéndolos por otros que se adapten mejor a su gusto, estilo y a la decoración del ambiente.

Se el primero en comentar on "Escaleras de madera"

Deja un Comentario

Tu Email no será publicado.


*